Declaración de Independencia


SOBRE EL CACHONDEO DE LAS NACIONALIDADES

Publicado el 11 de Mayo, 2006, 14:00. en Declaración de Independencia.
Referencias (0)

Como ahora resulta que aquí todo el mundo -antiguos reinos, regiones, provincias, pueblos y hasta retretes con bandera y banda de música-, se declaran nacionalidades históricas, he decidido dejar de ser retrógrado y sumarme al progresismo.
De momento, ya me he redactado, presentado, debatido y aprobado una Constitución:

Artículo 1.
Queda constituído el Imperio Nacionalsindicalista de mi casa.

Artículo 2.
El Imperio Nacionalsindicalista de mi casa es Uno, Pequeño (pero con clara voluntad expansiva) y Libre, porque como dijera Santo Domingo de Guzmán, la vida pueden quitarme, pero más no pueden.

Artículo 3.
El Imperio Nacionalsindicalista de mi casa tiene como objetivo fundamental la reconquista de la Unidad Nacional Española, para lo cual empleará todos los medios, solo o en unión con otros imperios o repúblicas que compartan estos fines.

Artículo 4.
El idioma del Imperio Nacionalsindicalista de mi casa es el español, suma del castellano con las aportaciones de todas las demás lenguas hispanas y americanas.
Queda permitido hablar cualquier otra lengua española, siempre que se haga sin mala leche.

Artículo 5.
Para cualquier atentado a la soberanía personal del Imperio Nacionalsindicalista de mi casa, se estará a lo dispuesto en el Bando publicado al sublevarse -contra la Monarquía Constitucional de Alfonso XIII- por el Capitán D. Fermín Galán, que se transcribe:

"Como delegado del  Comité Revolucionario Nacional, a todos los habitantes de esta ciudad y de sus demarcaciones hago saber: Articulo 1º: Aquel que se oponga de palabra o por escrito que coopere o haga armas contra la República naciente, será fusilado sin formación de causa. Dado en Jaca, a 12 de diciembre de 1930".