Octubre del 2008


SOBRE UNA CONFERENCIA

Publicado el 28 de Octubre, 2008, 17:03. en General.
Referencias (0)

La que anuncia Palabra y Obra, suplemento literario y cultural de "La Tribuna de España", de la siguiente forma:

Sin ambages, recomendamos la asistencia a esta conferencia, que con título La formación de la sociedad vasca. ETA como elemento distorsionador, dará el profesor José Luis Orella (CEU), el próximo día 7 de noviembre de 2008, a las 17:00 h., en la sala Ignasi Villalonga Villalba (1er piso del edificio departamental de economía), en el Campus de los Tarongers.

Si consideramos lo imprescindible de adquirir recursos dialécticos para la lucha diaria por el bien común, asistir a actos como éste, o aun más, a este en concreto, resulta inexcusable no asistir ante una fuente de saber como la que el profesor Orella supone. Escucharle en Valencia es un lujo que no debe dejarse pasar.

¡Todos con Orella!

Convocatoria a la que este diario se suma muy gustosamente.


IN MEMORIAM - Luis Tapia Aguirrebengoa.

Publicado el 22 de Octubre, 2008, 16:50. en General.
Referencias (0)

Hace un tiempo, cotorreando de qué sitios amigos proceden algunos de los visitantes de mi blog, o qué búsqueda les envía a mi diario, vi que alguien había llegado a mi página preguntando al omnipresente google por Luis Tapia Aguirrebengoa.

Tuve la curiosidad de mirar qué resultados había obtenido aquella búsqueda, y así conocí algo que -a fuer de sincero- habría preferido ignorar: Luis Tapia había fallecido el 22 de octubre de 2006, en su querida tierra de Tenerife.

Coincidí con Luis Tapia Aguirrebengoa en aquella hermosa y malograda aventura de Juntas Españolas, allá por los últimos años 80 del pasado siglo. Me falla la memoria para discernir si fue en el local de Cuatro Caminos, o ya en el de María de Molina, pero si recuerdo que fue un sábado, porque el sábado era el día en que se reunía la Junta Nacional, para permitir el viaje de los camaradas que venían de otras provincias. Luis se llevaba en esto -como en tantas cosas- la palma, y probablemente recorrió al servicio de JJEE tantos kilómetros como en su vida militar.

Era Luis Tapia un hombre de mediana estatura, enjuto, pura presencia de esos caballeros españoles que se reconocen a distancia. En su trato surgía de inmediato la hidalguía, la hombría de bien; y también el espíritu acerado del Caballero Legionario, sobrio, riguroso, ni un gesto de menos ni una palabra de más, y la inteligencia siempre aguzada al amor y al servicio de España.

Trabajador infatigable, puso todo su esfuerzo en batir sus queridas islas Canarias en busca de amigos y camaradas que unir a la tarea; consiguió un gran porcentaje de las suscripciones que tuvo EJE, publicación que casi siempre engalanó sus páginas centrales con la firma del Coronel Tapia; y de su mano salió el documento programático de JJ.EE., en el que los demás apenas pusimos una frase porque la prosa -poética y castrense- y la idea -rigurosa y exacta- de nuestro Coronel no necesitaba más.

En una de las páginas donde encontré la noticia de su muerte, algunos de sus antiguos legionarios hablaban de él -a tantos años vista- con el cariño y el respeto que sólo producen los hombres de bien. Como hablamos y pensamos de él todos nosotros, los que lo conocimos ya en la vida civil, aunque militante, en la que siempre nos alentó con su ejemplo.

Más cosas quisiera decir, pero baste con recordarle como el Coronel Legionario, como el Capitán de los Tercios, que del Credo sacaba el avituallamiento para el combate de cada día, y aún le sobraba para municionarnos a todos los demás.

Tu -amigo, camarada, mi Coronel-, ya estás con los mejores. Pero a mí, al saber tu muerte, se me ha quedado para siempre vacío el mejor hueco en las páginas centrales de nuestro común afán.

Luis Tapia Aguirrebengoa, ¡Presente!

(Publicado también en La Tribuna de España)
 


SOBRE EL "MANIFIESTO DE LOS DIEZ".

Publicado el 19 de Octubre, 2008, 12:33. en General.
Referencias (0)

Así se llama una entrada publicada por la nieta de un camarada, cuya lectura recomiendo. El resumen podría ser este: "somos tus camaradas. No nos dejes fuera".
Pues nada, amigo divisionario, camarada, empieza a sumar.
Lo primero, porque aún quedamos algunos bien nacidos; no demasiados, pero sí los suficientes. A los que hicísteis la España que nosotros debíamos haber heredado nuestro agradecimiento. Aunque una partida de robaperas nos la escamotearan.
Lo segundo, porque -aunque ya hace unos días le decía al necio Garzón que echara sobre mí las responsabilidades en que pudiera haber incurrido mi padre- uniéndome en torno a los que lucharon junto a él, le rindo el homenaje de respeto que todo hijo debe a su padre. Al menos, cuando lo conoce, caso no demasiado frecuente a lo que se ve.
Y si la trayectoria de mi padre no es suficiente para que Garzón lo mire, (porque fue soldado de filas, con dos tiros en su cuerpo y una condecoración al final de la guerra; y volvió a su oficio, y casó y tuvo un hijo, que aquí está; y falleció, y en ninguna de esas cosas se valió para nada de haber vencido una guerra que el no provocó, pero hizo porque no había más remedio); si mi padre no le sirve al inepto Garzón de chivo expiatorio, vuelvo a ofrecerme y vuelvo a citarle mi trayectoria:
Militante de Fuerza Nueva desde mayo de 1977 (esto es, con 19 años, lo que implica que era mayor de edad y totalmente responsable), tomé parte en la defensa de la sede de Mejía Lequerica en dos o tres intentos de ataque de unas manadas de guarros; manadas que salieron de naja rápidamente, la mayoría con el rabo entre las piernas aunque alguno quizá se lo dejara en el suelo.
Allí tuve el honor de dirigir una publicación que llamamos "Cruz de los Caídos", porque un monumento así daba nombre a una plaza del Distrito.
A primeros de marzo de 1981 fui detenido mientras pegaba carteles junto a otros muchos camaradas, que queríamos probar qué pasaría tras el 23-F famoso. De Fuerza Nueva fui expulsado en ese mismo 1981, por motivos que no hacen al caso, pero que ni dejaron peso en mi conciencia ni rencor en mi memoria.
En 1981 me afilié a Falange Española de las JONS, donde dirigí durante unos meses la revista del Distrito, que se llamaba "Así", y de donde me fui en 1982, por motivos que tampoco vienen al caso.
En 1984 ó 1985 me afilié a Juntas Españolas, donde tomé parte en la primera manifestación contra el terrorismo que terminó en la Plaza de la República dominicana, y en la primera que pidió la pena de muerte para crímenes terroristas. También dirigí la publicación "EJE", desde el primer número hasta casi el final, y como tal director formé parte de la Junta Nacional.
Así es que ya sabes Garzón; te repito lo que te dije hace unos días: entrúllame.
Está llegando el momento en que (como en aquella jota famosa en los meses previos a la guerra, "tengo un hermano en el Tercio / y otro tengo en Regulares, / y el hermano más pequeño / preso en Alcalá de Henares"), los españoles decentes sólo puedan estar en la cárcel.
O en el cementerio, pero ese gusto no os lo vamos a dar, garzones.

Por favor, comprueben que...

Estamos en la mejor situación


SOBRE LA BOTELLA DE LA BASURA.

Publicado el 18 de Octubre, 2008, 13:29. en General.
Referencias (0)

La botella es doña Ana; y la basura, la que nos quiere cobrar multiplicada a los habitantes de este desgraciado Madrid.
No contenta doña Ana Botella y don Alberto Ruíz-Gallardón con imponer una nueva tasa, de entre 50 y 60 euros anuales, por recogida de basuras, al atraco añaden la amenaza: quien no separe a su gusto los distintos tipos de residuos, lo pagará caro. Concretamente, tan caro como 750 euros.
Uno, que ya lleva años a la espalda -aunque no tantos como doña Ana y don Alberto- recuerda los tiempos en que las familias -fundamentalmente los críos, para sacarnos unas pesetas- almacenaban los periódicos para irlos a vender, al peso, de vez en cuando. En ocasiones, corrían igual suerte algunos libros de texto ya superados; cuadernos de cursos que -a ojo de los catorce o quince años- quedaban tan atrás como la prehistoria. Casi como el juez Garzón.
Por aquellos quilos de papel -periódicos, libros, revistas-, los crios sacábamos unos duros para cromos o -todo sea dicho- para tabaco.
Algunos, con marcado espíritu comercial, se procuraban botellas vacías o rotas, que también vendían a buen precio. Y cachivaches de todo tipo, ropa vieja, que recogían los traperos.
Bien, dejemos el cuadro costumbrista y vamos a lo que quería decir: de todo aquella reutilización de materiales diversos -que ahora los cursis han dado en llamar reciclaje- los afectados obtenían un beneficio. Si entonces -años 60 finales, primeros 70- el papel usado, y el vidrio, y los trapos, y los cachivaches, tenían un valor, es de suponer que también ahora lo tienen. ¿Dónde va el papel y cartón de los contenedores? ¿Dónde el vidrio? ¿Dónde el plástico?
Porque nos dicen que se recicla; esto es, que se le otorga nueva vida de alguna forma. ¿Y los beneficios de las empresas dedicadas a esa labor? ¿Dónde están esos beneficios que las empresas obtienen con el trabajo de cada familia que separa restos y los entrega en las mejores condiciones?
¿Dónde están los céntimos que me corresponden por cada periódico que pongo en el chirimbolo azul? ¿Dónde los que me tocan de la cosecha del verde? ¿Dónde los que mi trabajo con el contenedor amarillo generan? ¿Quien se los queda? ¿Gallardón? ¿O la empresa amiga de Gallardón?
¿Qué me va a dar el Ayuntamiento, o el alcalde, o la empresa del amigo del alcalde, a cambio, no sólo de mis resíduos, sino de la separación de los mismos; esto es, de mi trabajo?
¿Acaso por tal motivo me va a rebajar los impuestos? Pues parece que no: me va a obligar a trabajar, bajo coacción, y encima me va a cobrar por ello.
Vamos, como lo de ser casquivana y poner el lecho.

Comprueben que...

Estamos en la mejor situación


SOBRE UNAS PRECISIONES A GARZON.

Publicado el 17 de Octubre, 2008, 16:59. en General.
Referencias (1)

Ayer, sobre la marcha y casi sobre la urgencia del tambor, hice un comentario a propósito del llamado juez Baltasar Garzón, elemento por el que siento una cierta predilección, por cuanto la repulsión que me inspira es absoluta. Hoy, quiero puntualizar aquellas primeras impresiones tras una meditación mas serena.

Y, la primera, una disculpa. Tengo que disculparme, no por haberle adjetivado de prevaricador, sinvergüenza, necio y -acaso, no tengo a mano el comentario de ayer- alguna cosa más.

Por eso no me disculpo, porque es la verdad y -como en aquellos versos de Quevedo- arrojar la cara importa, que el espejo no hay de qué. O sea, que si no le gusta que le llamen necio, que estudie. Si se pasó un año en los odiados USA para ver si lograba aprender inglés, a efectos de que lo nombraran no se qué en los organismos supranacionales de prevaricación, bien podría ponerse a aprender Derecho en los ratos en que no tenga que dejar libres a etarras o narcotraficantes. Aunque es de temer que, en esto, obtendría el mismo éxito que en aquello, lo que se demuestra por su permanencia en el ostracismo a que lo siguen sometiendo los organismos internacionales, tal vez porque aún queda en ellos algo de juicio.

Además, ayer mismo un juez sentenciaba que, puesto que ninguna ley prohíbe textualmente ir en pelota picada por la calle, un fulano empeñado en lucir popa y proa por el paseo marítimo de San Sebastián está en su perfecto derecho de hacerlo. Tampoco debe haber una ley que especifique el derecho a no tener que verle el pirindolo a un grosero exhibicionista, de manera que imagino que en ninguna ley establece la casuística que sea delito llamarle sinvergüenza a un juez concreto.

Por lo que quiero disculparme es por no haber cumplido mi deber ciudadano -perdone su señoría, los tontos me ponen de mal humor- de informarle sobre lo que conozco en la investigación para la que -con su reconocida modestia- se declara competente. Me caben mis dudas... No, ¡qué coño!, tengo que ser sincero: no me cabe la menor duda sobre su competencia, señoría. Y a sus compañeros de profesión, tampoco, y en alguna sentencia lo han dicho claramente.

Pero a lo que iba, que es a informarle. Pongo en conocimiento de su señoría que si encuentra en sus pesquisas una pierna sin dueño, es posible que pertenezca a mi tío Andrés. El pobre se vio reclutado sin tener nada que ver; se encontró metido en un tren de transporte de tropas; se vio bombardeado por los fascistas (bueno, no sólo él, ya me entiende; el tren completo) que tenían muy mala leche y atacaban trenes militares y trincheras y fortificaciones y esas cosas; se encontró herido en el consiguiente descarrilamiento que produjo el bombardeo faccioso, y como los franquistas le habían echado mal de ojo, ocurrió que los rojos -lo digo así para solaz del ministro Bermejo, de su ramo- le tomaron por cadáver, acaso porque eso de mirar el pulso es impropio del humanismo socialista, que debe respetar la intimidad, y le sacaron de entre los hierros retorcidos con maquinaria pesada, entre cuyos dientes se quedó la referida pierna. Estoy seguro de que si mi tío Andrés no hubiera fallecido hace unos años, y usted le devolviera su pierna, se pondría muy contento.

También debo pedirle, señoría, que si encuentra algún resto adecuado para taponar el agujero de bala que mi padre llevó en una de sus piernas -desde que Franco en persona le pegó un tiro en el frente hasta que murió- me lo comunique, a los efectos oportunos. No estoy muy seguro de que el balazo se lo pegara Franco en persona, la verdad sea dicha. Pero seguro que tuvo que ser un oficial de alta graduación, porque fue en el muslo, cerca de la femoral. Con mala leche, nada de un tirito de suerte de los de quince días de permiso.

Imagino que el trozo taponador correspondiente al otro balazo, el que le pegaron los rojos -loado sea el señor Bermejo- no corresponde buscarlo ni pedirlo, porque mi padre lo tuvo bien merecido por pasarse al bando faccioso en cuanto pudo.

Lo que no se, es si el hecho de haberse pasado a la menor oportunidad, convierte a mi padre en posible reo de su investigación -tan competente-, a cuyos efectos le comunico que falleció en 1963, en Málaga, donde puede pedir el acta de defunción; porque lo que es yo, señoría no voy a poner el nombre de mi padre en sus manos. Lo que si pongo a su disposición, es esta declaración de responsabilidad subsidiaria, por la que me ofrezco a sufrir en su nombre -el de mi padre, no el de su señoría-, lo que las leyes del Resentimiento Universal determinen.

Tengo también otras cosas que informar a su señoría, aunque ya no de tipo estrictamente familiar.

Por ejemplo, que rebusque entre la parentela de doña María Teresa Fernández de la Vega; de don Mariano Bermejo -cuyo apellido rojo no se si ha eclipsado uno anterior y paterno-; de don José Bono, de la señora Cabrera, a la que creo emparentada con los Calvo-Sotelo, y por tanto con aquél provocador de las Cortes de la IIª República, tan democrática y legalmente silenciado por miembros socialistas de la Guardia de Asalto del Gobierno republicano; de don Felipe González -ese mismo, señor Garzón, que se la jugó a usted, para que vea qué ocasión le brindo- entre cuya familia política hubo militar facha. Y de un señor Rodríguez, que se confiesa Zapatero, cuya familia materna fue considerada adicta a la feroz Dictadura.

Es más: como entre sus competencias figura la de investigar las actuaciones contra los poderes del Estado, le recuerdo que pida las correspondientes partidas de defunción de los señores Prieto, Largo Caballero, Azaña, Companys, pues las viejas consejas cuentan que los referidos no aceptaron de buen grado el resultado electoral de 1933, y en 1934 intentaron un golpe de Estado. Concretamente el 6 de Octubre, y lo apunto por si su basta -ojo, la b no es errata- cultura lo ignora.

Me pregunto, al hilo de esto, si acaso no correspondería ilegalizar al PSOE, como partido golpista, al menos en tanto en cuanto no condenase públicamente -como le piden a los etarras más o menos reciclados- aquél acto antidemocrático.

En su defecto, propongo que su señoría investigue la represión a que aquellos luchadores revolucionarios de Asturias 1934 fueron sometidos. Entre ellos, el Ministro de la Guerra, Gil Robles, que puso al General Franco al frente. Y a cierto capitán Rodríguez, distinguido en la tareas represivas, que andando los años daría orígen a cierto nieto gilipollas. Pero de eso no tuvo él la culpa, imagino, porque ni siquiera un capitancito masón y rojo puede desear un nieto así.

También puedo darle, señor Garzón, cuenta de algunas cosas que su señoría desconoce al parecer. Por ejemplo, le puedo decir -sin necesidad de que lo mande investigar- los nombres de algunos dirigentes falangistas entre el 17 de julio del 36 y finales de 1951. En la fecha que usted cita como inicial, los principales eran estos: José Antonio Primo de Rivera y Sáenz de Heredia; Julio Ruiz de Alda; Ramiro Ledesma Ramos; Fernando Primo de Rivera y Sáenz de Heredia -que no era mando falangista, pero era hermano de José Antonio, como acaso su cultura, señor Garzón, le haya permitido deducir-.

Puede pedir el certificado de defunción de todos ellos, aunque ya le anticipo lo que va a poner: fallecidos por hemorragia, que era enfermedad corriente en la retaguardia roja. José Antonio, en Alicante. Julio, Ramiro y Fernando, en Madrid. Todos ellos, en cárceles de la República, y ninguno sentenciado de acuerdo a los procedimientos legales del ordenamiento jurídico republicano. Porque aunque los rojos -alabado sea su amo Bermejo, que luce orgulloso el calificativo- formaron grupos de canallas que llamaron Tribunales, con lo más zafio de cada partido rojo y sindicato rojo, aquello no era lo legal que usted alaba y defiende y reivindica, por más que -prevaricando, por cierto- algún payaso intente hacer pasar esos tribunales por legítimos. Esto, en lo que se refiere a José Antonio; a Julio -héroe del Plus Ultra-, a Fernando y a Ramiro les asesinaron sin más, sin hacer el paripé siquiera.

En ocasión de ser detenido José Antonio -José Antonio para mí; para usted, don José Antonio, o señor Primo de Rivera, o Marqués de Estella, como guste- por una supuesta ruptura de precintos policiales en una sede de Falange, a la pregunta de quien los había roto, respondió que lo había hecho el señor Director General de Seguridad con los cuernos. Como los señores directores generales socialistas no suelen tener sentido del humor, José Antonio fue procesado. En la vista, adujo el sentido bíblico e histórico, que atribuye a la cornamenta florida el poderío y la fuerza. Como los jueces socialistas tampoco tienen sentido del humor, José Antonio fue condenado. Los asistentes al juicio -y luego todo Madrid, y después toda España- que no eran socialistas y podían tener sentido del humor, se desjarretaron de risa.

Lo cuento porque es una pena, que los garzones no tengan sentido del humor, ni del ridículo, ni del decoro, y se empeñen en tocarnos la rima consonante. Porque se nos pueden acabar hinchando, y entonces será él quien acabe ante un Tribunal, acusado de incitación a la guerra civil.Que, por supuesto, volveremos a ganar.

(Publicado también en La Tribuna de España)

Sigan comprobándolo:

Estamos en la mejor situación


SOBRE GARZÓN

Publicado el 16 de Octubre, 2008, 16:54. en General.
Referencias (1)

Porque ya no procede anteponer palabras como señor, cosa que obviamente no es; ni juez, cosa que evidentemente no debería ser. No ha lugar a calificarlo como incompetente -tautología pura-, ni como prevaricador, porque la Justicia de sus cómplices de la carrera judicial-prevaricadora sabe muy bien a quien no hay que echarle el ojo encima, sino el platillo debajo.

Garzón es un juez político -concretamente socialista-, lo que le evita responder de sus múltiples ineptitudes, de su manifiesta incompetencia, de su nula diligencia laboral y de su ínfima capacidad jurídica. Y como todo ello lo tengo escrito y documentado, para no aburrir les remito al comentario titulado Sobre la garzonada, de mi diario personal.

Garzón es, además de un inútil, un sinvergüenza. Así, con todas las letras, y quien no esté de acuerdo es porque hocica en el mismo pesebre. Un sinvergüenza que se permite declararse competente para investigar los crímenes contra la humanidad cometidos durante la Guerra Civil y el Franquismo.

Sobre inútil y sinvergüenza, Garzón es un necio, cuya ignorancia le lleva a no saber que  -aunque dejemos la verdad a un lado, cosa que él acostumbra a hacer- los llamados crímenes contra la Humanidad se definieron para asesinar a los procesados en aquél pavoroso espectáculo de Nuremberg; es decir, en 1945. Ello hace imposible que se le aplique tal calificación a hechos ocurridos varios años antes, bien que eso, para los juristas del presente y pasado siglo, no tenga mayor importancia, porque la no retroactividad de las leyes se la pasaron por el forro en ese Nuremberg que consagró como norma jurídica el vae victis! que todo el mundo aplicaba porque sí, porque para eso había ganado, pero nunca había sido código penal.

Si ya aquél proceso consagró la venganza como norma de las relaciones internacionales -porque nadie juzgó a los que ordenaron Hiroshima, Nagasaki, Dresde- demostrando que el único crimen de guerra que no se perdona es la derrota, esta hijoputada del inepto Garzón hace ver que los derrotados no tenemos más salida que llevarnos por delante a los garzones y que no hay reconciliación que valga.

Un camarada mío, que se tiene por Cascarrabias y teme pasarse de la raya en ocasiones, dice que estas cosas ocurren en la imaginación, porque un país así no puede existir.

Igual tiene razón, y esto no es España, sino el sueño de la razón de un borracho o drogadicto, produciendo monstruos a troche y moche: monstruo zapatero, monstruo rajoy, monstruo garzón...

Pero miren, por si acaso, me ofrezco como dirigente falangista anterior a 1951 al que procesar, y en quien vengarse de las carreras en pelo que sufrieron los cobardes que precedieron a estos macacos con mando en BOE. Y si ni siquiera prevaricando una vez mas pueden falsificar mi partida de nacimiento, aquí dejo escrito y firmado que fui militante de Fuerza Nueva desde 1977, y fui militante de Juntas Españoles desde 1985, y miembro de su Junta Nacional desde 1989, y encima director de EJE -publicación veraz y, por tanto, subversiva, que aquí puede descargarse en formato digital quien quiera- desde su fundación.

Y ahora, Garzón, entrúllame.

 

(Publicado también en La Tribuna de España)

 

Por cierto: comprueben que...

Estamos en la mejor situación 


SOBRE LOS PANFLETOS DE ROSA DIEZ.

Publicado el 15 de Octubre, 2008, 15:55. en General.
Referencias (0)

Los que ha asegurado -según Qué!, en la página 4 de su edición de papel del día de hoy- que repartirá en los actos de Gallardón, para protestar contra la Ordenanza municipal que prohíbe este tipo de reparto en el centro de Madrid.
Bien; espero que doña Rosa Díez cumpla su promesa, y espero que don Alberto Ruiz-Gallardón cumpla la Ordenanza que ha dictado. Porque si a cualquier pobre desgraciado que intenta ganarse unos céntimos de esa forma le meten un paquete, en tanto que doña Rosa se va -valga la cuasi redundancia- de rositas, la cosa iba a pintar muy mal.

Recuerden:

Estamos en la mejor situación


SOBRE LA NEGATIVA INGLESA.

Publicado el 13 de Octubre, 2008, 16:51. en General.
Referencias (0)

La de jugar en el Bernabéu un partido amistoso, porque sus sensibles jugadores se sienten ofendidos por lo que consideran expresiones racistas.


Alabado sea Dios, que nos libra de la invasión de los borrachos, pendencieros y sinvergüenzas que suelen acompañar a esas sensibles damiselas victorianas.

Comprueben que...

Estamos en la mejor situación


SOBRE RAFAEL GARCIA SERRANO.

Publicado el 12 de Octubre, 2008, 10:58. en General.
Referencias (0)

Porque ya son veinte años los que van desde el fallecimiento del gran maestro de las letras españolas, Rafael García Serrano.
Cuando, allá por 1979, leí La fiel infantería y el Diccionario para un macuto –las primeras obras de Rafael García Serrano que cayeron en mis manos- me convertí en un incansable seguidor del maestro.
No sólo las novelas que las editoriales –la Planeta de entonces, que supo sustraerse a la presión oficial y satisfacer a un público agradecido-, ponían a disposición del lector, sino también los artículos que, con la cabecera genérica de Dietario Personal, publicaba El Alcázar.
Aquellos artículos, bien que escritos sobre la marcha del día a día, casi sobre el tambor, seguían siendo una obra maestra, y di en coleccionarlos también.
Quedaron los Dietarios depositados en una carpeta a la que volvía con frecuencia, tanto por simple gusto como para –siguiendo el ejemplo de Sthendal con el Código Civil napoleónico- coger tono.
Llegó, a finales de los 80, un momento en que las circunstancias me pusieron en disposición de difundir aquellos recortes. Surgió una mínima edición de los mismos, fotocopiada y encuadernada artesanal y rudimentariamente, que distribuyó EJE. Aquello se detuvo por dos razones; la primera, el temor de que los herederos del maestro lo considerasen inoportuno; la segunda, que no queríamos parecer unos aprovechados del trabajo y el genio ajeno, a pesar de que el beneficio económico era nulo, y el trabajo considerable.
Sólo años después, cuando la informática se había instalado en nuestras vidas de forma irreversible y medianamente asequible, lejos de los primeros y carísimos balbuceos en que intentarlo hubiera sido una temeridad, dediqué los ratos libres a la conservación de aquellos Dietarios en el nuevo y universal formato digital.
Los guardé para mi, sin más intención que la antedicha de preservarlos de cara a la posteridad.
El mundo da muchas vueltas; tantas, que a veces parece una centrifugadora capaz de agrupar las partículas de similar entidad. Dicho más a la pata la llana y recurriendo al refranero: Dios los cría y ellos se juntan.
De modo que, navegando en ese mundo virtual del ciberespacio; en esa gigantesca maraña que nos aproxima y separa de nuestros semejantes, nos acabamos encontrando algunos que –amén de Nacionalsindicalistas, que eso se da por supuesto- guardábamos idéntica fidelidad, agradecimiento y admiración reverencial a Rafael García Serrano.
Surgió el tema, recordé aquellos Dietarios, lo comenté, y fui urgido a compartir mis tesoros con los hermanos de la cofradía rafaelista, cosa que hice pronta y gustosamente, a la vez que ellos completaban mi colección con sus aportaciones.
Aquí, a continuación, está una de esas obras de arte que Rafael García Serrano hizo cada día y que ninguna editorial pudiente se ha molestado en publicar. Dios las premie con muchos lectores tontos, de los que compran el último premio “nosecuantos” sin conocer el título, de los que compran libros al peso, o por metros, o porque en el lote incluyen una tele, un mueble para la tele y una tostadora que hace palomitas para ver la tele. Es lo suyo.
En mi colección hay casi trescientos artículos de los miles que deben estar por ahí, en viejos recortes de periódico, en desvanes, en armarios o carpetas olvidadas. Acaso, si el “Gran Hermano” -el de Orwell, no el de la tele- aún no ha hecho limpieza, en las hemerotecas.
De forma que aprovecho la ocasión para pedir su colaboración a todo el que pueda prestarla de cualquier forma, para rescatar el máximo posible de estas pequeñas obras de arte; pequeñas por extensión, monumentales por contenido. Y para ofrecerlos a las editoriales que puedan tener interés en hacer algo más que la pelota a los tontilocos papanatoides habituales.
Llegará el día en que baje el nivel de las aguas –y de la mierda-, y los supervivientes nos lo agradecerán.

Aquí, amigos, una muestra mejor que todo lo que yo pueda decir:


Diario de a bordo del Che Colón
(Fragmento correspondiente a la fecha de hoy)
MIÉRCOLES, 12 DE OCTUBRE (83)

La verdad es que en mis anteriores viajes (dilatados y múltiples), mis ojos lo habían visto todo del Levante al Poniente, desde la ciudad sagrada de La Habana {alabado sea el comandante Castro, profeta de Marx, que mil siglos viva) a las indómitas e infieles hordas de San Francisco, del Septentrión inexplorado y hostil hasta la tierra del Sur, donde habitan las hordas rebeldes de la Argentina y Chile; incluso, por el camino de la noche, alcanzó las mil cebollas del Kremlin, que irradian con su luz boreal la de la única y verdadera religión. Sólo Marx me ayudó, y sólo Marx fue el único que sabía de mi corazón cuando descubrí esta prometedora tierra sin nombre, seguramente a causa de que tiene más de cien, que recuerda los desiertos de Méjico, a veces el espinazo de los Andes, las altiplanicies, las sabanas, y también las orillas del Guayas, y a ratos me recuerda el aire suave como el de las noches del Caribe, y altos bosques —de los pocos que se salvan del furor de una tribu que los incendia en verano como sacrificicio sus dioses—, y hay ríos y lagos muchos, hechos, estos últimos, al parecer, en una larga y oscura noche por un demonio llamado Franco, del cual no se conservan imágenes, aunque todos sin agua, tanto ríos como lagos, si bien hay muchos adoradores de este demonio, al que toman por Dios. Ni ríos ni lagos me recuerdan a los nuestros, porque son menguados.
Otro tanto pasa con los miembros de una secta —la tele le llman lo mismo el pueblo que los caciques—, cuya tradición es recibir y entrevistar a los visitantes y sobre todo a los caciques, y hacerles preguntas y cantar sus alabanzas. Suelen ser, en general, cortos de talla y entendederas, pero muy estimados. He conocido dos o tres que son verdaderamente tarramusquitos y casi tontos, pero me dicen que aquí la tradición de los enanos y los bobos es ley y me citan a uno muy famoso, el de Coria, según cuentan. Calculo que debe de ser una especie de residuo de alguna religión antiquísima. Refieren que sus reyes se divertían con tales monstruos, bufones e idiotas y ahora hacen lo mismo, lo que aquí llaman, según sus sagrados textos, el pueblo soberano. No sé, la verdad. Esto es bueno, porque la historia de los grandes descubrimientos y conquistas de nuestra Santa Madre URSS están llenas de tontos indígenas, a quienes llamamos útiles. De eso hay aquí tanta cantidad como al Sur de nuestro continente aves guaneras y del mismo modo que los detritus de éstas son muy útiles en nuestra agricultura, los tontos útiles rinden tanto en estos pagos que la cosecha de nuestro padre el Kremlin será ubérrima.
Respecto a ganadería precisaré que bestias de ninguna manera vi, salvo papagayos y especies semejantes con distintos nombres, de plumaje gris, diputados, senadores, caciques, que no ofrecen ningún peligro al extranjero, pero que acarrean grandes daños a sus súbditos, esclavos y enemigos. Cuando tenga tiempo haré relación puntual de estas y otras bestias, a fines científicos y de posible explotación.
Marx me endereza por su piedad a que halle oro, pero lo cierto es que no se encuentra mucho, aunque el que hay me lo dan de buena gana para mayor gloria del Kremlin a cambio de bonetes colorados, collares, sortijas, cascabeles y el dulce rumor de algunas, palabras que consideran mágicas: democracia. Constitución, progreso, solidaridad con los pueblos que gimen bajo las dictaduras y otras por el estilo. Si les dices que son guapos, que el mundo les mira y que sus leyes y costumbres constituyen un ejemplo a seguir y admirar por todos, menean el rabo y te lamen las manos. Son de estatura regular y de diversos colores, rubios, morenos, casi prietos a veces, castaños de pellejo; en cierto modo, se diría que muy semejantes a nosotros, salvo que aquí se advierte menos mestizaje y se sospecha que ya no queda ni para muestra un descendiente de los primeros pobladores o de la raza aborigen, si la hubo. Tengo la impresión de que este descubrimiento va a ser lo más grande desde la creación del mundo por Marx, excepto la encarnación, muerte y conservación de Lenin por los siglos en la Plaza de la Manzana.
Hoy he plantado el estandarte rojo, con la hoz y el martillo y la estrella de cinco puntas, que les encandila sobremanera, ante los caciques y entre la curiosidad de los indígenas y he tomado posesión de estas Tierras de Bobos en el nombre de Marx, Engels y Lenin.

Rafael García Serrano.


Poco más que decir, en vista de que al cabo de un cuarto de siglo -veinticinco años día por día- lo que escribió el gran Rafael es tan actual como entonces, sin ni siquiera sustituir a la vieja y apolillada URSS, porque un tal señor Rodríguez sigue empeñado en no enterarse de la caída del Muro de Berlín, y en revivir la cipaya y guerracivilista y segundorepublicana orgía de desatinos de los cómplices de su abuelito, fieles seguidores del padrecito Stalin.

(Publicado también en La Tribuna de España)


SOBRE LA DECLARACION CONTRA LA PENA DE MUERTE.

Publicado el 11 de Octubre, 2008, 13:15. en General.
Referencias (0)

Copio la información que ofrece El Imparcial, porque no tiene desperdicio:

El documento, firmado también por las principales autoridades del Consejo de Europa, recuerda que la pena capital supone una violación del "más fundamental de los derechos humanos: el derecho a la vida". El comisario europeo de Libertad, Justicia y Seguridad, Jacques Barrot, subrayó en un comunicado que Europa ha creado "de facto" una zona "libre de pena de muerte que se extiende desde Islandia en el oeste hasta Vladivostok (Rusia) en el este y de Noruega en el norte hasta el sureste de Turquía".

"Este es uno de los grandes logros de Europa", resaltó Barrot. En la misma línea, la comisaria de Relaciones Exteriores, Benita Ferrero-Waldner, destacó el papel europeo en este ámbito, pero recordó que el uso de la pena capital "sigue siendo demasiado alto" en el mundo.

Este acuerdo me produce una enorme satisfacción, máxime porque -momentos antes de leerlo- acababa de firmar la campaña para impedir que se declare el "derecho al aborto" en la ONU, en el enlace a la misma que proporciona Diario Ya.
Esta zona "libre de pena de muerte" a la que alude el documento referido, garantiza que no vuelva a producirse ningún asesinato de niños nonatos, a los que actualmente se condena a muerte -sin juicio, ni defensa, ni garantías legales, ni formulismos juridicos, ni formalismos burocráticos, ni recursos ante instancias superiores-, y se ejecuta en el vientre de su madre.
Espero que Rodríguez, Soria y demás cómplices, tomen nota de ello. Y, en caso contrario, sean llevados -codo con codo- al Tribunal Penal Internacional de La Haya, donde dicen que se juzga a los genocidas.

Estamos en la mejor situación


SOBRE EL "COÑAZO" DE RAJOY.

Publicado el 11 de Octubre, 2008, 13:12. en General.
Referencias (0)

Porque así, tal cual -el coñazo del desfile- considera don Mariano Rajoy los actos conmemorativos de la Fiesta Nacional.
Me pregunto si los fieles peperos, los que se llena la boca del nombre de España, los que piensan que su pepé es un dechado de patriotismo -aunque sea el constitucional que se inventó el señor Aznar-, están de acuerdo con su adorado líder.
Me pregunto si los diez u once millones de votantes del PP consideran que la Fiesta Nacional es un coñazo; que un desfile militar es un coñazo; que el Ejército español es un coñazo; que izar con los honores reglamentarios la Bandera de España es un coñazo; que rendir honores a los muertos es un coñazo.
Y me pregunto cuándo cojones se van a enterar de que el coñazo es Rajoy y su cobardía integral, y cuándo van a mandar a la mismísima mierda a esa caterva de sinvergüenzas.
¡Vaya usted a tomar por culo, don Mariano!


SOBRE OTRO CONSEJO A LA SEÑORA PALIN.

Publicado el 10 de Octubre, 2008, 13:43. en General.
Referencias (0)

Esta vez, es la conocidísima París Hilton la que se mete -ya que no a prohibir, como la llamada Madonna el otro día- a aconsejar a Sarah Palin.
Y lo hace -no podía ser de otra forma, evidentemente- indicándole que luzca más su cuerpo, vistiendo en sus apariciones públicas un traje de baño, por ejemplo, en vez de un traje de pantalón.
Lo cuenta 20 Minutos, y dice que la susodicha aladió: "Tienes un cuerpo potente, no te lo guardes para ti misma".
Es lo que tienen estas casquivanas; que son incapaces de entender que una mujer no es sólo una exhibición de órganos inútilmente genitales, y acostumbradas a lucir su escasamente interesante intimidad fisiológica, no llegan a darse cuenta del atractivo de una mujer elegante y decente.
En todo caso, y puestos a elegir -simplemente por foto- tampoco hay color entre doña Sarah Palin y la furcia Hilton.


SOBRE LA GALLARDIA PEPERA.

Publicado el 10 de Octubre, 2008, 13:22. en General.
Referencias (0)

Que, para qué nos vamos a engañar, nunca ha sido mucha, aunque está alcanzando cotas verdaderamente abisales.
Ahora resulta -lo cuenta Público, y lo calla la prensa más o menos pepera-, que el PP gallego vota a favor de la condena de la "dictadura franquista", fundamentalmente -confiesan fuentes del pepegé- porque "les parecía estar siempre sometidos a un examen de demócratas y se quejaban de que se les intentara hacer herederos de algo que evidentemente no somos".
Evidentemente, ustedes no son herederos del regimen de Francisco Franco. Si o fueran, no tendrían ese complejo feroz, esa ansiedad por exhibir pedigrí de partitócrata.
Si ustedes tuvieran la menor herencia hormonal, glandular, gonadal -en lo físico-, y la mínima cantidad de vergüenza, dignidad, honradez -en lo metafísico- de aquél régimen, jamás hubieran tolerado que les acogotaran, que eso es lo que pasó, disculpa el vicesecretario general de Comunicación del PP, Esteban González Pons, porque a ver qué va a hacer el pobre, si un tal señor Rivas echa por delante que "no se explicaba la polémica que se había desatado porque ya en 2002, con José María Aznar al frente del PP, se condenó el franquismo en el Congreso".
Pues eso, señor Rivas, señor Pons, señor Aznar, señor Rajoy, purrela toda: a vivir contra Franco ustedes también.
¡Joder, qué enorme figura histórica, que grandísimo estadista, qué tío más cojonudo, que todos los robaperas, follones y malandrines, siguen viviendo a su costa treinta y tres años despues de muerto!

(Publicado también en La Tribuna de España)

Estamos en la mejor situación


SOBRE LA PROHIBICION A SARAH PALIN.

Publicado el 8 de Octubre, 2008, 18:28. en General.
Referencias (0)

La que ha sufrido a manos de una tal Madonna, que dicen que canta, en el sentido de prohibir que la candidata a la Vicepresidencia de los Estados Unidos acuda a sus conciertos.
(Evidentemente -aclaro para giliprogres- conozco a la tal Madonna, aunque no me gusta un pelo. En ningún sentido.)
Lo que no conozco, es la reacción de la señora Palin, que calculo debe ir por la desesperación, acaso llegando a los límites de la lipotimia, ante tal prohibición.
Y a mi, la verdad, me parece sumamente util esa prohibición en aras a evitar roces innecesarios, porque ya se sabe que las comparaciones son odiosas. Pero como servidor ya es odioso per se, aquí traigo a doña Sarah y a la cosa esa que hace gorgoritos. Y no les digo que comparen, porque es que no hay color.



Recuerden y comprueben:

Estamos en la mejor situación


SOBRE INMIGRANTES Y SIDA.

Publicado el 8 de Octubre, 2008, 18:24. en General.
Referencias (0)

Según Público, los inmigrantes son el colectivo más "vulnerable" ante el Sida.
Como ya es sabido, decir que los ilegales que nos asaltan traen enfermedades y propagan los contagios es una actitud racista y xenófoba, cosa en la que los tolerantes de Público jamás caerían. Debemos, por tanto, buscar otra interpretación.
Y puestos a buscar, se me ocurre que sea la enfermedad la que es racista y xenófoba. Por tanto, me permito sugerir a doña Bibiana Aído que empapele al SIDA y a la tuberculosis, y lo proponga -de la mano de su colega de Investigación y Tecnología o algo así, doña Cristina Garmendia- como vacuna universal y baratita.
Premio Nobel seguro.

Estamos en la mejor situación


SOBRE PAGAR EL PATO.

Publicado el 7 de Octubre, 2008, 13:37. en General.
Referencias (0)

Cosa que, como no puede ser menos en un sistema plutocrático como el que nos-hemos-dado-a-nosotros-mismos, haremos entre todos para que los sinvergüenzas sigan medrando.
Lo digo -aclaro, porque ya se que hay motivos a cientos para esta afirmación-, a cuento del propósito de nuestro querido Gobierno socialista de que los depósitos bancarios sean garantizados en una mayor cuantía por el propio Banco de España, sin que los bancos y cajas y chiringuitos varios tengan que rascarse el bolsillo.
Cosa justísima, habida cuenta de que, por ejemplo:
- El Banco de Satander prevé un beneficio neto de 10.000 millones de euros en el ejercicio 2008 (El Imparcial, 22.9.08).
- Los bancos han elevado las comisiones que cobran a los usuarios por sus tarjetas de débito y de crédito en un 5,6% y un 6,5% respectivamente en lo que va de año (La Nación, 9.9.08).
- El Santander alcanzó un beneficio neto de 4.730 millones de euros en el primer semestre de 2008, lo que supone un incremento del 6,1% respecto al registrado entre enero y junio de 2007 (Diario Ya, 29.7.08).
- Las entidades cobran desde junio 18,98 euros por mantener una cuenta de ahorro y 19,82 euros por mantener su cuenta corriente, casi un euro más lo que cobraban en diciembre de 2007 por este concepto, (El Imparcial, 25.7.08).
- La entidad presidida por Emilio Botín logró un beneficio neto de 2.206 millones de euros durante el primer trimestre del año, lo que supone un incremento del 22,4% respecto al mismo periodo del ejercicio anterior (Diario de Navarra, 29.4.08).
- Los cinco grandes —Santander, BBVA, La Caixa, Caja Madrid y Banco Popular— se anotaron unos beneficios récord de 15.350 millones de euros (19,1% más) y continuaron con la senda de grandes crecimientos del último quinquenio, en el que han casi triplicado su beneficio. Todos los partidos han logrado en los últimos años condonaciones de las entidades financieras o tratos de favor (El Manifiesto, 6.3.08).
Y todo ello, con sólo espigar por encima en Austeridades y Honradeces, blog asociado a La Tribuna de España, donde ustedes pueden encontrar cumplida información de estas y otras cosillas.
De lo que no encontrarán información ahí -y no porque no nos gustara poderla poner- es de la nacionalización de la banca.


SOBRE LA SOLUCION CIENTIFICA.

Publicado el 5 de Octubre, 2008, 10:49. en General.
Referencias (0)

Doña Cristina Garmendia, de la que dicen que es Ministra de Ciencia e Innovación aunque uno no podría jurarlo, ha afirmado en Kioto (Japón) -informa Diario Ya- durante su participación en el V Encuentro Anual de la Ciencia y la Tecnología en la Sociedad (STS), que confía en el papel de la ciencia y la tecnología para resolver los grandes problemas sociales de la humanidad frente al valor económico y de mercado de este progreso.
Teniendo en cuenta cuales son los problemas sociales que preocupan al Gabinete del que forma parte -aseguran- doña Cristina, uno se teme lo peor. Porque lo que preocupa a su Gobierno es el aborto, la eutanasia, el botellón, el sexo indiscriminado con cualquier ente o cosa, preferentemente contra natura.
(Entre paréntesis: he escrito, sí, contra natura. A ver quien me puede decir que no va contra la naturaleza una función sexual que no puede procrear, cuando la ley básica de la naturaleza es la perpetuación de la especie. Fin del paréntesis.)
Por lo tanto, doña Cristina Garmendia se irá de la manita con su cómplice Soria, y despenalizará el asesinato. Ya sea el asesinato del diferente -embriones no correctos; esto es, niños con enfermedades hereditarias-; o el asesinato del enfermo -esto es, niños conenfermedad genética-; o el asesinato del extranjero -esto es, niños no deseados-; o el asesinato del improductivo, es decir, de los viejecitos y de los enfermos de gravedad.
Cierto es que, con esas medidas, muchos problemas sociales desaparecerían. Ni habría niños hemofílicos, ni con síndrome de Down, ni las casquivanas serían -en palabras del señor Obama, tan querido de los sociatas- castigadas con un hijo. Ni habría ancianos dando la lata con su mala salud de hierro, que tanto fastidian a las familias progres; ni enfermos incurables, pero crónicos, que pueden complicar la vida durante años a quienes les quieren suicidar.
Un pequeño inconveniente veo, y es que todo ello les resulta incomprensible, intolerable, horrendo, hasta satánico si su laicismo se lo permite, con sólo darle el verdadero nombre con que la Historia recoge este tipo de acciones: solución final.


SOBRE LAS BASURAS DE GALLARDON.

Publicado el 2 de Octubre, 2008, 15:45. en General.
Referencias (0)

Basuras por cuya recogida quiere el señor alcalde de Madrid cobrar una tasa de entre 50 y 60 euros anuales, dado que los cuartos menguan y las deudas aumentan.
Con esto -dicen, según ABC, desde el Ayuntamiento- se sufragaría el coste de cien millones de euros anuales, que cuesta el servicio.
Conocidos estos datos, el problema -planteado como en aquellos lejanos años del bachiller, cuando se estudiaba algo en el bachiller- consistiría en averiguar cuanta basura se podría recoger con las subvenciones de Gay-ardón a los maricones; cuanta con los regalitos de píldoras -abortivas- del día siguiente, incluso a menores de edad; cuanta con los contratos millonarios de giliprogres para dar pregones o diseñar alumbrados navideños con palabras como estupro; cuanta con las subvenciones a las porquerías de Rubianes y rufianes.
Resuelvan este problema los votantes del PP, como simple ejercicio matemático.