SOBRE EL PAPA Y EL ISLAM.

Publicado el 16 de Septiembre, 2006, 17:10. en General.
Referencias (0)

El jeque de al-Azhar, la máxima autoridad del Islam sunita en el mundo, Mohammed Sayyed Tantaui, se ha mostrado "indignado" por las afirmaciones del Sumo Pontífice,  considerando que "traducen una clara ignorancia del Islam y de su profeta, y suscitan la cólera de más de 1.300 millones de musulmanes en el mundo".
Para demostrar estas palabras, dos iglesias fueron atacadas en la localidad cisjordana de Nablús con bombas incendiarias, en protesta por las palabras de Benedicto XVI, y se suceden manifestaciones por todo el Orbe musulmán, reclamando una disculpa del Papa y luciendo un admirable pacifismo. Tan admirable, al menos, como el ejercido ante las famosas caricaturas de aquél periódico danés.
No soy tan experto islamista como don Mohammed Sayyed Tantaui, pero creo conocer lo suficiente de la Historia universal como para poderle decir unas palabras sobre lo que no ignoro del Islam.
Y lo que no ignoro es lo siguiente: la expansión violenta por todo el Norte de Africa, culminando en la invasión de la Península Ibérica, de donde costó Dios y ayuda echarlos.
Tampoco ignoro los varios intentos musulmanes de atravesar los Pirineos y establecerse en Francia, cosa que no consiguieron hace siglos pero van camino de lograr actualmente.
No ignoro los múltiples intentos de asalto en las costas levantinas, italianas, griegas... Ni siquiera ignoro el ataque islámico al imperio bizantino, que acabó por someterlo a la media luna.
Puestos a no ignorar, tengo conocimiento de los intentos de conquista de Austria, con sucesivos cercos a Viena, uno de los cuales -¿el segundo?- los arrojados guerreros islámicos abandonaron a uña de caballo en cuanto se acercó nuestro rey emperador Carlos I.
Puedo, incluso, no ignorar las pacíficas intenciones que animaban las galeras musulmanas en el golfo de Lepanto, tras las numerosas incursiones en todo el Mediterráneo en busca de saqueo y esclavos que aquel facha de Cervantes podría atestiguar.
En fin, don Mohammed: que como puede ver, no ignoramos por completo lo que es el Islam.